El vaivén del barco comenzaba a hacerse insoportable. Llevaba unas cuantas horas así, viendo cómo los vasos de cristal danzaban en las mesas del bar en un equilibrio precario. Intentaba acomodarme en el pequeño sillón para poder dormir un poco, cuando un camarero se acercó para decirme que cerraban el bar. Debía buscar acomodación en las butacas. No fue fácil. Finalmente compartí espacio con un enorme camionero que me amenizó lo que quedaba de noche con sus fuertes ronquidos, al ritmo de los bandazos que daba nuestro ferry.

Tras ocho horas de travesía insufrible, ya estaba en Mallorca. Cansado pero contento. Asistir a la primera Muestra de Videos de Grandes Viajes en Moto merecía esa noche casi en blanco. Serían un par de días de saludar a amigos moteros, muchos de ellos desconocidos en la realidad. Internet es lo que tiene, que te permite conocer las vidas y andanzas de gente interesante. Pero no por ello deja de ser más interesante si cabe conocerlos en persona. Fue una delicia compartir unos días, unos cuantos desayunos, comidas, cenas y algunas copas con gente como Charly Sinewan (Madrid-Sydney en moto), Fernando Retor (múltiples destinos en una 125cc), Lluís Oromí (África de sur a Norte), Lone Wolf y Txoni (Campeones de España de mototurismo), Eduard y Simona de Ride to Roots, Fernando Prieto de Exploramoto, David y Ana de 2TMoto y por supuesto a los organizadores Coco, Rafa y Goldfinger de IMM Rent & Tours. Risas aseguradas, buenas anécdotas y mucha pasión por la moto. Faltaba Belén. Seguro que le hubiera gustado conocerlos.

Dos tardes viendo vídeos, escuchando las aventuras de los protagonistas y compartiendo experiencias, reforzando amistades y sellando vínculos en una isla estupenda con un clima fantástico que nos dejó algo de tregua durante todo el puente.

El lunes pudimos realizar una ruta por la parte más agreste de la isla, por la parte norte de la Sierra de Tramuntana, desde Formentor hasta Lluc. Carreteras estupendas, buenos amigos en moto (se unieron otros conocidos virtuales como Pere con su V-Strom), unas cuantas curvas para disfrutar y varias secuencias de video para un futuro reportaje.

En definitiva, miles de momentos de esos que abres bien los ojos, como cuando era niño escuchando aventuras imposibles. Pero las aventuras que me contaron estos días se que son ciertas. Me las narraron los propios protagonistas con los ojos incluso más abiertos que los míos. Y concluimos que el gran viajero no es aquél que atraviesa continentes, sino aquél que se propone un reto a pesar de saberlo imposible, y se lanza a la carretera para cumplirlo. Y de esos grandes viajeros, conocí a muchos este fin de semana. Incluso algunos habían atravesado continentes. Y ahora, son mis amigos.

 

Más abajo, el vídeo y la ruta.

 


Mallorca, evento IMM por Dr_Jaus

Una vuelta por Mallorca


EveryTrail – Find hiking trails in California and beyond